junio 20, 2012

Foto de niño volando cometa. Textito


Siempre veo la foto. La tengo de fondo de pantalla. Hay un árbol mutilado. También otros muy frondosos, pero el cortado es el que me llama más la atención. Al fondo, varios ómnibus. Una carpa, delante, gente junta viendo algo, tal vez comiendo algo. Al otro lado, en una mesa, otro grupo. Algo apartado, alguien parado parece pensativo. ¿Qué pensará? Cerca otros tres, que apenas puedo distinguir, están tirados en el pasto. Más allá, parados, otros apenas perceptibles.
Y en primer plano mi hijo con su cometa. Concentrado. No hay nada en el mundo que lo distraiga. Una lluvia de meteoritos podría cruzar el cielo, pero no se distraerá. Tal vez piense que el futuro de la humanidad depende de él. De que sostenga fuertemente esa cometa. No sé si fue su mamá o yo pero alguien se lo debe haber dicho: "Agarra bien, no la sueltes. No la puedes soltar. De ninguna manera". Y él cumple. Tendrá dos años, no más. Y por nada del mundo soltará ese carrete. Tal vez ese haya sido el mayor reto de sus escasos 24 meses. Y cumple con el trabajo. Concentrado, clavado como una estaca. Mirada fija. Corazón a punto de reventar. Mi hijo.

No hay comentarios.: