noviembre 02, 2011

La discriminación en el empleo

Wilfredo Ardito es otro de esos raros peruanos que trabaja infatigablemente por nuestro país. Sus Reflexiones Peruanas son una muestra de pensamiento inteligente y de una impecable exposición de los verdaderos temas de importancia nacional. En un país que sufre el implacable bombardeo de una prensa cuyo propósito parece ser estupidizar a la población, Wilfredo es una luz de esperanza que espero no se extinga. No sé cuál es su motivación, pero intuyo que tal vez sea simplemente el cariño hacia el Perú, y un enorme sentido de responsabilidad y amor por el semejante.

Cuando el desánimo por el futuro empieza a envolverme, cuando siento que los pusilánimes son mayoría, leo a Wilfredo y ese panorama gris se convierte en entusiasmo. Ojalá muchos trabajaran como él.

La siguiente nota, desgraciadamente, confirma aquello que dice el psicoanalista Max Hernández y que es una de mis frases de batalla: "El Perú es una Sudáfrica solapada".

Aquí la nota: