diciembre 07, 2005

Tres tristes historias (cortitas)

LA “DESINSTALACIÓN” Y LA EDUCACION El premio Nobel J. K. Galbrait dice que no puede haber desarrollo si no hay un buen proyecto educativo. Es decir que aquel país que quiere salir de pobre primero debe educar a su gente. Mientras los profesores japoneses ganan al mes 3 mil dólares, los peruanos cobran 200 cada 30 días. El gobierno de Alemania gasta al año por cada alumno 5 mil dólares. En ese mismo lapso el gobierno peruano sólo invierte 250 dólares por estudiante. De los 60 mil colegios nacionales y particulares que hay en el Perú, sólo 200 brindan condiciones adecuadas para la educación. León Trahtemberg dice que si se pudiera filmar una clase del colegio Nuestra Señora de Guadalupe de hace 100 años y se comparara con las que se imparten hoy, no habrían mayores diferencias. Nuestro presupuesto para educación sólo es comparable al de los países africanos. ¿Sabrán esto los congresistas? NO ENTIENDO LA ECONOMÍA Dicen que los años dan sabiduría pero en materia de economía, por lo menos yo, sigo rebuznando. Por qué un trabajador que gana mil soles paga impuesto a la renta y las Empresas Eléctricas que deberían pagar 50 millones por el mismo concepto no lo hacen. No entiendo por qué el 25 por ciento del presupuesto se va en pagar la deuda externa. “Es para acceder a los créditos”, dicen los expertos. Sin embargo el 2004 esos créditos fueron de 8075 millones de soles y nuestros pagos de 9994 millones. 1869 millones de soles más de lo que nos dieron. A pesar de mis años no entiendo la economía. ¿Acaso alguien la entiende? PRIORIDADES
La mortalidad infantil en el Perú es una de las más altas de América y el Caribe, dice el Banco Mundial. Pero a los congresistas prefieren debatir sobre su bono por “desinstalación” La OPS dice que en el Perú hay 47 mil enfermos de tuberculosis, la tasa más alta de América Latina. Pero Xavier Barrón está más preocupado en el nuevo diseño de la camiseta de la selección. Mortalidad infantil en menores de 5 años: 56 por mil nacidos vivos. “El caso peruano es de los peores de la región”, dice el BM. Para el congresista Alfredo González hay cosas más importantes, como denunciar penalmente a los miembros de la CVR, por los “excesos” cometidos. El país va rumbo al despeñadero y una vez más los políticos miran para otro lado.